ENTRENAMIENTO: PERIODO DE SOBRECARGA VS. SOBREENTRENAMIENTO. ¿CUÁNTO ES DEMASIADO?

Foto de Karsten Winegart (Unsplash)

La carga de entrenamiento es uno de los factores clave que afectan al rendimiento. En preparación para un objetivo de la temporada es común que los atletas de resistencia aumenten la carga de entrenamiento. Se hablaría de periodo de sobrecarga, aunque a veces es difícil determinar el nivel adecuado.

Este período de sobrecarga conduce a una extralimitación funcional. Fue descrita en 2006 por el European College of Sport Science como una disminución temporal en el rendimiento resultante de un período corto de sobrecarga que puede conducir a un efecto de supercompensación después de un período de recuperación de días o algunas semanas.

Pero si el nivel de entrenamiento supera cierto umbral se habla de extralimitación no funcional, o, dicho de otro modo, síndrome de sobreentrenamiento, caracterizado por una disminución en el rendimiento que puede extenderse por semanas o incluso meses.

Todo estaría determinado por un equilibrio entre la forma física y la fatiga. Algunos atletas responden positivamente a períodos cortos de sobrecarga con una supercompensación, mientras en otros puede disminuir el rendimiento durante períodos de gran duración.

 

¿Son necesarios los períodos de sobrecarga?

Recientemente, algunos estudios han demostrado que la extralimitación funcional está relacionada con efectos negativos a nivel cardiovascular, metabólico e incluso hormonal que provocan una disminución en el rendimiento.

En consecuencia, la pregunta que surge es si los atletas que no se someten a periodos de sobrecarga podrían rendir de manera similar, o incluso superar, a los atletas que siguen un protocolo de entrenamiento con periodos de sobrecarga.

Una revisión reciente de la literatura ha encontrado datos no concluyentes. Algunos estudios muestran mejoras en el rendimiento con estrategias de sobrecarga, mientras que otros mostraron el efecto contrario.

Además, no se encontró evidencia clara que demuestre la razón por la cual algunos atletas responden bien a aumentos en el volumen de entrenamiento, mientras que otros muestran síntomas de fatiga y sobreentrenamiento.

Tras esta falta de evidencias claras hay una gran variabilidad interindividual y la ausencia de estudios que involucren a deportistas de élite, que generalmente no quieren verse envueltos en protocolos experimentales que pueden afectar su temporada.

 

Estrategias para mitigar el sobreentrenamiento

  • Los períodos de mayor carga de entrenamiento deben ir acompañados de una mayor ingesta de energía.
  • Aunque los carbohidratos pueden aliviar algunos síntomas de los periodos de sobrecarga, es posible que no puedan resolver todas las alteraciones fisiológicas e inmunológicas. Aumentar la ingesta de proteínas también podría aliviar dichas alteraciones.
  • Mejorar la calidad y cantidad del sueño.

Sean cautos con sus entrenamientos, sobre todo si observan signos de fatiga durante largos periodos de tiempo. A veces entrenar menos puede implicar un mayor rendimiento.

 

Bibliografía

Functional Overreaching in Endurance Athletes: A Necessity or Cause for Concern? Bellinger P. Sports Medicine (2020) 50:1059–1073

Cargas de entrenamiento (Adaptado de Bellinger 2020)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *